Esta web garantiza el mejor servicio a través de la instalación de cookies propias y de terceros. Entendemos si continúa su navegación, que usted da su consentimiento para la instalación de las mismas. Ver más Información Aceptar
Teléfono


lo que pienso vs lo que digo

La gran diferencia entre lo que pienso, lo que digo, lo que acordamos y lo que el otro entiende. Así nos pasamos el día, discutiendo entre estos cuatro puntos. Y es que cada vez menos, trabajamos la comunicación activa. Estamos perdiendo la práctica en esto de escuchar y sólo “suponemos”.

Suponemos que el otro entiende lo que yo tengo en mi cabeza y ni de lejos, es así. Pensamos que la otra persona, tiene que interpretar lo que yo espero de él. Pero lo mejor de todo, es que cuando pactamos un trabajo, no nos ceñimos a lo que acordamos sino que pensamos que “todo está incluido”.

Esta situación ocurre a menudo en el entorno profesional. La venta de servicios está sujeta a aspectos “subjetivos” porque no nos comunicamos bien, con asertividad y dejando bien estipulados los límietes. Pero también influye que pensamos que todo vale y que todo está incluido. No marcamos límites y no respetamos los de los demás. No somos coherentes con lo que acordamos – pagamos – recibimos.

¿Qué consecuencias tiene esta actitud? Generar conflicto. Cuando no estamos en sintonía con lo que pensamos – transmitimos y el otro entiende, esperamos aquello que luego no vamos a recibir y comienza el conflicto.

Leer más »

20/12/2018

Escrito por María Alcaraz

objetivos 2019

Cada año cuando llega diciembre, nos ponemos arduos en la tarea de marcar objetivos para el siguiente año. Nos comemos el mundo. Nos pensamos que vamos a ser capaces de hacer toooooodo lo que hasta el momento no hemos sido capaces. Hacemos un listado como si no hubiese un mañana y no paramos de listar hasta que nos cansamos. Mil y una cosa. No tenemos en cuenta nada: ni tiempo, ni recursos, ni energía… Que por propósitos y objetivos, ¡no quede! Y esto, es altamente negativo. ¿Por qué? Porque no es saludable marcarnos miles de objetivos que luego no vamos a cumplir y que nos van a llevar a una decepción brutal.

Leer más »

25/10/2018

Escrito por María Alcaraz

Director analítico

El puesto de directivo es un rol que por lo general se ha desarrollado mediante el entrenamiento del sentido común, de la experiencia, de la formación y de ciertas habilidades. Un directivo con experiencia es más valioso que uno que carece de ella, sobre todo porque con la experiencia desarrollamos ciertas intuiciones, ligadas al sentido común que los años de trabajo han proporcionado. Esta disciplina, la dirección de empresas, va unida o reforzada con estudios que apelan al llamado método del caso, popular en las escuelas de negocio, para simular situaciones reales.

La práctica hace al maestro, es una frase que acompaña mucho a los altos directivos. La suerte no cae del cielo y si quieres llegar a lo más alto lo ingredientes esenciales son el trabajo, la perseverancia y la constancia. El trabajo directivo lo compone un número elevado de habilidades, circunstancias y contextos propios de una persona que lleva trabajando mucho tiempo y tiene no solo conocimientos académicos, sino práctica. No se trata de un movimiento mágico de varita lo que hace que los beneficios de una compañía aumenten, son más las decisiones, el trabajo, la gestión.

Leer más »

10/10/2018

Escrito por María Alcaraz

estrés laboral

Suena el despertador, temprano… con suerte hemos podido dormir pero a la que abrimos los ojos, ya estamos seguro, preocupados por algo a lo que nos enganchamos y ya no soltaremos. Ducha, vestirse, desayunar (si da tiempo), arreglar a los niños… Todo ello con el móvil pegado a la mano antes incluso de bajarnos de la cama. Carreras, estrés, prisas, ansiedad… ¡Al colegio! Imperativo que marca que hay que marcharse… Dejar los niños en clase y… ¡Suena el teléfono! Algo a ocurrido en el trabajo, lo dejas todo literalmente al lado y corres veloz. El mundo se para, toda nuestra atención, la que la ansiedad – preocupación y miedo nos permite, gira entorno a ese jefe que nos ha llamado y nos está quizás increpando para solucionar a algo que se le da tal importancia, que va la vida en ello… ¡Literalmente! Porque el último caso según detallamos se ha cobrado la vida de una bebé de 20 meses.

Leer más »

26/09/2018

Escrito por María Alcaraz

Jefes que hacen que sus grandes directivos se vayan

Pocas cosas hay más costosas para una empresa que perder a personal cualificado. Los jefes tienden a culpar los problemas de gestión, y muchas veces ignoran que existe la posibilidad de que estos grandes empleados quieran deshacerse de su jefe y no tanto del trabajo en sí.

El caso es que esto es fácilmente evitable. Se necesita una nueva perspectiva y un esfuerzo extra por parte del jefe. Para ello es necesario entender qué cosas hacen los jefes para que un empleado cualificado quiera deshacerse de su puesto de trabajo.

Leer más »